¿Refugiado o Inmigrante?

Parece ser que el problema para Europa ha cambiado substancialmente. Si hasta ahora consistía en dilucidar cómo evitar la llegada de esa masa de inmigrantes, a la que solo los países costeros acogían como medida de urgencia para salvar vidas, ahora el problema ya no es la inmigración sino los refugiados políticos. Alguna mente lúcida tuvo la idea de mirar el problema desde otra perspectiva, y apercibirse de que los que huían despavoridos de sus países de origen no lo hacían solo de la hambruna, sino principalmente de la guerra. Este hecho lo cambia todo, porque aunque estemos hablando de las mismas personas que buscan otra manera de sobrevivir, su carta de presentación ya no es la de inmigrante, sino la de refugiado político y eso las leyes internacionales lo contemplan como una especie a proteger y a cobijar. Así es que Alemania y Francia, en cuanto el discurso de que Europa no cumplía con los refugiados empezaba a extenderse se han reunido y han empezado a dar órdenes de lo que Grecia e Italia deben hacer, como países costeros que reciben y acogen en primer término a esos refugiados. Parece que la estrategia seguida hasta ahora de trasladarlos en trenes –que se ha ido improvisando ante la avalancha de familias y el desbordamiento de los distintos Estados ya fueran de la UE o no- para adentrarlos a los países más ricos de Europa no les ha parecido bien a alemanes y franceses. Así que consideran que lo mejor es que construyan campos de refugiados y se los queden Italia y Grecia -¡el colmo de los colmos!

Este tema tiene mal aspecto. En primer lugar me cuestiono si no habrá quien sugerirá intentar diferenciar entre inmigrante y refugiado político y bajo qué criterio se realizará esta discriminación y con qué fines. En segundo lugar si Europa cree resolver el tema a base de aislar en campos a esos refugiados y no les da la oportunidad que buscan de rehacer sus vidas, ¿en qué se convertirán esos campos? ¿En guetos de los que estará prohibido salir y entrar? ¿En prisiones de familias enteras inocentes? ¿En qué condiciones vivirán? ¿No nos evocan otros tiempos en el mismo corazón de Europa?

Ciertamente, es un momento de incertidumbre; pero viendo en manos de quienes están las decisiones sobre el tema no tengo la menor esperanza de que lo resuelvan del mejor modo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s