Arte y vida

.
Y tú, enredada a pinceladas y trazos de color entre los lienzos. Los otros, observando ese fluctuar interior, del cual algunos, en parte, serán testigos, y otros no.
Y tú, capaz de desprenderte de esa vida mostrada para paliar el silencio de otros que no pudieron decirse nada de sí mismos sin desplomarse.
Una gran sala exuberante de color, con pequeñas piezas grises –tal vez las que me quedaría yo- que aunque a rasgos firmes y duros invitan a respirar vitalidad y esperanza, a pesar de todo.
Un aparente contrapunto entre arte y vida, o acaso no haya tal oposición porque el arte sea la vida vívida, no narrada. Admirable.

A Dolors Bessora,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s