Intensidad de vivir

Si la vida te vara el camino para hacer presente tu finitud, descansa; déjate invadir de la retroactividad y, con serenidad y deleite, saborea el cansancio de un intento honesto de vivir.

Tus palabras, escritos, gestos y modos te han singularizado y en esta nueva fase tengas tal vez la ocasión de dejar tu rúbrica en esos rasgos propios.

A veces la vida nos eleva por encima de nosotros mismos, y es tan inmensa la oportunidad que nos brinda que muchos se quedan atrapados en la nimiedad de su pasado. Otros, tal vez tú, saben responder al honor que se les ha concedido: la vida se mide por la intensidad no por la cantidad; han puesto en nuestras manos el secreto de la intensidad, ya te envidio amigo mío.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s